Ruta por la Costa Brava (itinerarios para 3, 5 o 7 días)

Sa Tuna Begur

Una ruta por la Costa Brava es una de las mejores experiencias que se puede tener para los amantes de los paisajes costeros y a nosotros, que somos unos afortunados porque nos queda muy cerca de casa, recorrer parte de esta ruta o visitar algunos de sus pueblos, es algo que nos encanta y que no dudamos en hacer cada cierto tiempo en nuestro empeño por descubrir Catalunya.

Coger el coche y embarcarse en una ruta por los pueblos costeros y las preciosas playas y calas de la Costa Brava es un cóctel de emociones continuas, de paradas improvisadas y sorpresas repentinas. Un plan que, sin duda, pocos lugares pueden ofrecer con la total seguridad de que acabarás cautivado por su encanto.

Los pueblos costeros más bonitos que ver en la Costa Brava

Podrías estar semanas de ruta por la Costa Brava, saltando entre pueblos medievales que conservan sus calles adoquinadas y yendo a descansar a bonitas playas, disfrutando de la gastronomía marítima de la zona y acabando el día observando las estrellas en alguna cala apartada de alguno de estos pueblos que, para mí, son los más bonitos de la Costa Brava.

Blanes

Cala Forcanera en Blanes
Vistas de la Cala Forcanera

Uno de los pueblos más cercanos a la provincia de Barcelona y el que marca el inicio de esta ruta por la Costa Brava, esconde rincones fantásticos como el castillo, una antigua fortificación a más de 150 metros de altura y que brinda unas vistas sensacionales de la zona, dejando a sus pies la encantadora Ermita de San Juan de Blanes.

Hay otros lugares interesantes como su Jardín Botánico, pero no hay que olvidarse de sus playas y calas de aguas cristalinas, entre las que destacan la Forcanera, la Cala Bona, la gran playa S’Abanell o la diminuta y pedregosa Punta de S’Agulla.

Tossa de Mar

Aunque cada vez hay más gente en sus playas, Tossa de Mar sigue siendo uno de los pueblos más bonitos que puedes ver en la Costa Brava en gran parte, por su zona amurallada y su bonito castillo, que se eleva sobre una colina junto al mar y que permanece fijo en el paisaje del pueblo.

Tossa de Mar
La playa de Tossa de Mar tiene una de mis vistas preferidas

Aquí es donde yo empecé mis andanzas como submarinista, pues es uno de los mejores lugares de Catalunya para iniciarse y realizar inmersiones, con un fondo marino lleno de vida y la posibilidad de sumergirte en aguas cristalinas.

El escarpado paisaje de la costa de Tossa de Mar permite, pese a la cada vez mayor afluencia de gente, encontrar buenos rincones en los que bañarse sin estar rodeado de gente.

Y si tienes pensado pasar el día en Tossa de Mar, te recomiendo comer o incluso alojarte en el Hotel Casa Granados, un hotel boutique con encanto que perteneció a la familia del famoso compositor Enrique Granados.

Sant Feliu de Guixols

Si sigues la carretera de la costa desde Tossa de Mar, llegarás hasta Sant Feliu de Guixols, una bonita población con una buena oferta gastronómica y mucho ambiente.

Punta del Canyet
La zona de Rosamar esconde secretos como la Punta del Canyet

Aunque quizás lo mejor lo encuentres en el camino entre Tossa de Mar y Sant Feliu de Guixols, en la zona conocida como Rosamar, en la que aparecen calas mucho más aisladas como las magníficas Cala del Senyor Ramon, Punta del Canyet o la Punta dels Canyerets, con un fabuloso y estrecho paseo de piedra que se adentra en el mar.

Aquí, el único restaurante de la zona, el aislado Restaurante Rosamar, es el lugar ideal para disfrutar de un menú mediterráneo con unas vistas absolutamente sensacionales.

Palamós

Fue en su momento un importante puerto pesquero, un legado que dejó en Palamós un bonito centro histórico. Desde su castillo, situado en lo alto de una colina, se tienen unas magníficas vistas de la costa.

Pero sin duda, en lo que Palamós destaca es en sus playas, como la playa de Sant Antoni, la más grande y principal de la localidad, que está bordeada por un bonito paseo marítimo.

Aunque si quieres algo más de calma, puedes buscarla en calas como cala S’Alguer, la cala Estreta o la cala del Castell, algo más aisladas y enclavadas en preciososo entornos naturales.

Calella de Palafrugell

Calella de Palafrugell
Calella de Palafrugell

Uno de esos lugares que parecen haberse parado en el tiempo. Calella de Palafrugell conserva gran parte del encanto de sus orígenes pescadores y todavía es un llugar relativamente tranquilo en esta parte del litoral, que tanto turismo recibe en época estival.

Es un placer pasear por sus calles adoquinadas, flanqueadas por pequeñas casas de fachadas blancas y acabar con un baño en alguna de sus bonitas playas.

En verano se celebra el popular Festival de música de Cap Roig, un evento que congrega grandes grupos musicales.

Llafranc

Faro de Sant Sebastia en la Costa Brava
Las impresionantes vistas desde el Faro de Sant Sebastià

Este pequeño pueblo se sitúa en una bahía y es uno de mis preferidos en este litoral, tanto por su playa de arena fina como por tener uno de los lugares más espectaculares que veremos en esta ruta por la Costa Brava, el cabo y el Faro de Sant Sebastià, que son sus 169 metros de altura, nos deleita con unas vistas sobre la costa que llegan hasta donde alcanza la vista.

Si tienes tiempo y quieres disfrutar de una gran experiencia gastronómica en un lugar con unas vistas de ensueño, el Faro de Sant Sebastià tiene un restaurante excelente.

Tamariu

Este pequeño pueblo pertenece en realidad a Palafrugell, pero vale la pena dedicarle un espacio único porque pasear por sus estrechas calles que transportan a los tiempos en los que era un próspero pueblo de pescadores.

Su playa y algunas de sus calas como la cala Els Liris o la cala de Aiguadolça son de una belleza salvaje, pero los secretos mejor guardados de Tamariu se encuentran a unos kilómetros del pueblo, con la cala Aigua Xelida o la escondida cala Pedrosa, dos lugares en los que el baño en aguas cristalinas grabará recuerdos imborrables de la Costa Brava.

Begur

Las calas de Begur figuran entre las más bonitas de la costa mediterránea así que, ¿te vas a perder semejante derroche de belleza?

Cala Sa Tuna
La Cala Sa Tuna es una de mis preferidas en la Costa Brava

Calas como la de Aiguablava, Aiguafreda, Fornells o las coquetas Sa Riera o Sa Tuna, esta última puede que mi preferida y en la que puedes dormir en el coqueto Hotel Sa Tuna, con unas vistas sensacionales.

Para cuando te hayas cansado de agua, puedes subir hasta su castillo para disfrutar de las vistas y perderte por sus callejuelas en busca de algún pequeño restaurante en el que disfrutar de un delicioso menú marinero.

Pals

El pueblo de Pals tiene su casco histórico y su zona de playa bastante separados.

El pueblo, que antiguamente estaba en una zona de pantanos, conserva parte de su zona amurallada y tiene lugares interesantes que ver como su castillo, del siglo IX, que hoy son unas ruinas que podrían conservarse mejor, pero que tienen cierto encanto, o la iglesia de Sant Pere, del año 944.

Más allá de este bonito centro del pueblo, Pals tiene una bonita playa de arena fina y agua azul turquesa que, pese a quedarse a la sombra de otras playas mucho más famosas, no tiene nada que envidiar.

Sabías que...? Se dice que Cristóbal Colón partió desde la playa de Pals en su viaje a las Américas. Clic para tuitear

Estartit y las islas Medes

Con la imponente Roca Maura en el horizonte paisajístico de Estartit, esta población aglutina un gran número de parajes naturales, como el Parque Natural del Ter Vell, unos humedales protegidos en los que se pueden hacer bonitas excursiones en bici o caminando.

Islas Medes en la Costa Brava
Islas Medes

Además de su alargada playa, con un agradable paseo marítimo en el que disfrutar la gastronomía local en alguna de sus terrazas, destacan las cercanas islas Medes, un paraíso del submarinismo que tiene en el Estartit su base de operaciones.

Si lo que buscas es descanso, puedes encontrarlo en las bonitas calas Montgó o la salvaje e inaccesible cala Ferriol.

L’Escala

Una buena combinación de patrimonio cultural y playas. L’Escala tiene un bonito centro histórico, con edificios emblemáticos como la Casa de la Punxa que salpican sus callejuelas antes de llegar a su playa principal, conocida como ‘La Platja’.

¿Alguna vez has visto ruinas romanas bajo el mar? Pues otro de sus lugares encantadores es Les Muscleres (grandes y pequeñas), un lugar pintoresco y perfecto para el baño en el que, además, si practicas el snorkel o el submarinismo, podrás ver algunos restos romanos, aunque no es fácil encontrarlos y lo mejor es preguntar o contratar un guía.

Ampuriabrava

A Ampuriabrava (o Empuriabrava), se la conoce como la Venecia catalana gracias a su pequeña red de canales que recorren la localidad, pero ese es solo el principio de una ciudad que guarda uno de los grandes secretos de esta ruta por la Costa Brava.

Ruinas de Ampuriabrava
Las ruinas de Empuries son espectaculares

Y no, no son sus playas, también bonitas, sino las ruinas de Empuries, el yacimiento arqueológico greco-romano más importante de toda Catalunya, un paseo a través de la historia en un fascinante enclave frente al mar.

Ampuriabrava es también un importante centro de turismo deportivo y de aventura, siendo un lugar perfecto para el paracaidismo y otras actividades.

Si estás planeando tu ruta, este debe ser uno de los lugares imprescindibles que debes incluir. Si te gusta tanto como a mí, al final del viaje será una de las paradas que recuerdes.

Roses

Conforme la ruta por la Costa Brava va subiendo hacia el norte, los paisajes se vuelven más extremos y bonitos, y el mejor ejemplo de eso es Roses, enclavado en una bellísima bahía que conforma una de las imágenes más icónicas de la zona.

Aunque hay playas para todos los gustos, desde las más populares como la playa de Palangres, el tramo que separa Roses de Cadaqués es un deleite para la vista, así como para los que quieran buscar lugares recónditos en los que darse un chapuzón en aguas cristalina.

Otro de los lugares que no deberías dejar pasar es la Ciudadela de Roses, una fortaleza militar de forma pentagonal con un legado histórico que se remonta a griegos y romanos y que, en algunos momentos, nos recordó a la Fortaleza dels Vilars, en la provincia de Lleida.

Cadaqués

La belleza de la Costa Brava se podría definir con una imagen de la población de Cadaqués, una de las últimas paradas de la ruta, pero también una de las mejores.

Cadaqués el pueblo más bonito de la Costa Brava
Cadaqués es uno de los pueblos más bonitos de la Costa Brava

Sus casas de pescadores de fachadas blancas, su coqueto puerto pesquero y sus aguas cristalinas forman una fotogénica escena antes de lanzarte a descubrir sus deliciosos restaurantes locales o la icónica casa museo de Salvador Dalí, una visita imprescindible para conocer a este artista que estableció aquí su hogar durante muchos años y que se encuentra Portlligat.

Si quieres disfrutar de la gastronomía local, puedes probar en el restaurante Casa Anita (Miquel Rosset, 16), pintoresco, desenfadado y exquisito si buscas comida fresca y de proximidad o el sofisticado ‘Compartir‘ (Riera de Sant Vicenç, s/n), mucho más caro pero de un nivel culinario incomparable.

Y no puedes irte de Cadaqués sin visitar el majestuoso Cabo de Creus, cuyo paisaje rocoso es uno de los más espectaculares de la Costa Brava y el lugar ideal en el que disfrutar de una puesta de sol junto a su faro, construido en 1853, el segundo más antiguo de Catalunya.

Port de la Selva

Pasado Cadaqués y casi en la frontera con Francia, Port de la Selva es otra de las joyas de la Costa Brava y ahora sí, la última para de nuestra ruta costera.

Port de la Selva es un pequeño pueblo pescador con construcciones de fachadas blancas similares a las de su vecina Cadaqués, con callejuelas entrelazadas y con el faro de s’Arenella en el horizonte, al que se puede subir y desde el que se vislumbran los picos de los Pirineos.

Port de la Selva
Las vistas de Port de la Selva desde las alturas

Las playas de Port de la Selva son exquisitas, con algunas como cala Prona o Cala Torta, que invitan a un baño en sus aguas turquesas.

Y la visita no puede acabar hasta que conozcas el Monasterio de San Pere de Rodes, en lo alto de una montaña con unas vistas sensacionales de la costa y uno de los emblemas catalanes.

Ruta por la Costa Brava – Los pueblos de interior más bonitos

Y en la Costa Brava, aunque parezca mentira, no toda iba a ser costa, y la ruta también transcurre por algunas poblaciones de interiores que copan las clasificaciones de los pueblos más bonitos de Catalunya.

Peralada

Peralada está marcada por su castillo, el gran emblema de la ciudad y cuyas primeras menciones datan del siglo IX.

Castillo de Peralada
Castillo de Peralada

El castillo de Peralada es uno de los lugares más bonitos de la zona y fue restaurado imitando el estilo de los cercanos castillos franceses durante el siglo XIX.

Aunque la visita al castillo es del todo imprescindible, puedes conocer algunos lugares más de Peradala, como su casco antiguo o el claustro de Sant Doménec, de marcado estilo románico.

Peratallada

No es de extrañar que Peratallada se haya popularizado en los últimos años como uno de los pueblos más bonitos de la Costa Brava.

Peratallada
Peratallada es uno de los pueblos más bonitos de esta ruta por la Costa Brava

Sus calles adoquinadas, sus murallas, sus bonitas zonas porticadas o sus torreones de defensa, recuerdan a tiempos pasados y perderse por sus rincones es un ejercicio fabuloso que permite descubrir espacios como la plaza de las Voltes o el bonito carrer d’en Vas, el sitio preferido de los amantes a la fotografía.

La Costa Brava no es únicamente sol y aguas turquesas, estas poblaciones medievales son una parada ineludible en la ruta.

Cruïlles, Monells i Sant Sadurní de l’Heura

Aunque forman un municipio único, este conjunto lo forman tres términos municipales disgregados y que todos merecen una visita por sí mismos.

En Sant Sadurní de l’Heura encontrarás su castillo, parte de la historia del arzobispado gerundense, mientras que en Cruïlles, la iglesia de Santa Eulalia y su telaraña de callejuelas empedradas acaban en su plaza central, con una bonita torre cilíndrica de 26 metros de altura que la preside y que rinde homenaje al castillo de Cruïlles y que resulta un claro ejemplo de arquitectura románica.

Monells
Las callejuelas de Monells recuerdas otros tiempos

Monells es el tercero en discordia, aunque puede que el más bonito de los tres, con los restos de las murallas de su viejo castillo.

Si vas a visitas este trío de poblaciones, mi consejo es que te dejes llevar y te pierdas por sus callejuelas, respirando los aires a tiempos pasados de estas poblaciones medievales.

Sabías que...? El municipio de Cruïlles, Monells i Sant Sadurní de l'Heura tiene el nombre más largo de Catalunya con sus 43 letras. Clic para tuitear

Figueres

Figueres es una de las poblaciones más grandes de la zona y su centro está lleno de vida, con zonas peatonales perfectas para un agradable paseo, hacer compras o comer.

Museo Dalí en Figueres, cultura en la Costa Brava
La pintoresca fachada del Museo Dalí de Figueres

Pero lo que de verdad merece la pena en Figueres es el Museo Dalí, uno de los más famosos y curiosos de Catalunya, desde su pintoresca fachada hasta todas sus obras en el interior, que definen a la perfección el carácter del artista catalán que, por cierto, nació en Figueres.

Nosotros hemos visitado el museo en varias ocasiones y nunca hemos tenido problema para entrar, pero hay que saber que existe un cupo de entradas diarias para evitar aglomeraciones y que, si podéis y sabéis cuándo vais a visitarlo, es mejor sacar las entradas por adelantado en la página web del Museo Dalí.

A poco camino de Barcelona se encuentra uno de los pueblos costeros más bonitos de Catalunya. Prepara tu visita a Sitges y disfruta de sus playas y sus edificios modernistas.

 Localización de los pueblos de la ruta por la Costa Brava

 Ruta por la Costa Brava. ¿De cuántos días dispones?

Y después de conocer una veintena de pueblos, tanto de costa como de interior, toca definir la ruta, que partirá siempre desde la ciudad de Barcelona.

Para eso, he tomado tres tipos de viaje, desde una escapada de fin de semana hasta una semana completa de ruta por la Costa Brava. En función del tiempo del que dispongas, puedes elegir la que más te convenga.

Ten en cuenta que estas rutas son un diseño personal y están elaboradas tras varios viajes y escapadas por la Costa Brava, con paradas y lugares en los que hacer noche que, en la mayoría de casos, he conocido personalmente.

faro de s’Arenella culmina la ruta por la Costa Brava
El faro de s’Arenella

Ruta de 3 días en la Costa Brava

Si planeas una escapada larga de fin de semana normalmente dispondrás de tres días y deberás tener en cuenta que la ruta debe centrarse en lugares muy concretos.

Lo ideal sería elegir un pueblo en el que dormir esas dos noches y desde allí, visitar las localidades cercanas y disfrutar de sus playas.

Dependiendo de si quieres conducir más o menos, estas serían las opciones para pasar una escapada en la Costa Brava:

  1. Dormir en la encantadora Tossa de Mar y visitar Blanes, Sant Feliu de Guixols y la aislada zona de Rosamar, con posibilidad de acercarse incluso hasta Palamós.
  2. Alojarte en el bonito hotel Sa Tuna de Begur, disfrutar de su magnífica ubicación con vistas al mar y desde aquí visitar el primer día las pequeñas localidades de Calella de Palafrugell, Llafranch, Tamariu y el segundo día, ir hacia el interior para conocer los pueblos de Peratallada, Cruïller y Monells antes de acabar el día con un baño en las calas de Begur.
  3. Pasar la noche en Cadaqués, uno de los pueblos más bonitos de Catalunya y conocer desde allí el Cabo de Creus, Port de la Selva, Roses, las ruinas grecorromanas de Empuriabrava y si tienes tiempo, acercarte hasta Figueres y su curioso Museo Dalí.
Cabo de Creus, final de la ruta por la Cota Brava
Cabo de Creus

Ruta de 5 días en la Costa Brava

Si dispones de al menos 5 días para realizar tu ruta por la Costa Brava, el viaje es mucho más interesante puesto que, en este caso, ya podréis plantear una especie de ‘road trip‘ que os permitirá conocer muchos sitios.

  • 1er día: Barcelona – Blanes – Tossa de Mar – Sant Feliu de Guixols (noche en Tossa de Mar)
  • 2º día: Calella de Palafrugell – Llafranch – Tamariu – Begur (noche en Begur)
  • 3er día: Visita a los pueblos de interior de Peratallada – Cruïlles, Monells i Sant Sadurní de l’Heura – Pals y vuelta a Begur (noche en Begur)
  • 4º día: Ampuriabrava – Roses – Cadaqués (noche en Cadaqués)
  • 5º día: Día completo visitando Port de la Selva y disfrutando de todos los lugares de Cadaqués

Como veis, es una ruta más completa, aunque ni de lejos da tiempo a visitar todos los pueblos de la Costa Brava que he mencionado en este artículo, porque merece la pena dedicar tiempo a pueblos como Begur o, sobre todo, Cadaqués.

Una semana de ruta por la Costa Brava

Esta sería la ruta más completa de todas y daría tiempo a conocer todos los pueblos de la Costa Brava que se han mencionado e incluso, a disfrutar de varias noches en sitios como Begur y Cadaqués, pueblos encantadores que merecen que se degusten lentamente.

  • 1er día: Barcelona – Blanes – Tossa de Mar – Sant Feliu de Guixols (noche en Tossa de Mar)
  • 2º día: Palamós – Calella de Palafrugell – Llafranch – Tamariu – Begur (noche en Begur)
  • 3er día: Visita a los pueblos de interior de Peratallada – Cruïlles, Monells i Sant Sadurní de l’Heura – Pals y vuelta a Begur (noche en Begur)
  • 4º día: Estartit – L’Escala – Vuelta a Begur (noche en Begur)
  • 5º día: Ampuriabrava – Roses – Cadaqués (noche en Cadaqués)
  • 6º día: Día completo conociendo Port de la Selva y todos los lugares de Cadaqués (noche en Cadaqués)
  • 7º día: Figueres – Peralada – Vuelta a Cadaqués

Ya os he hablado de algún hotel perfecto para dormir en Begur, pero también hay hoteles muy encantadores en la localidad de Cadaqués, como el Hotel Rec de Palau o el Hotel Sol Ixent, bien ubicados, con buenas vistas y unas instalaciones muy cómodas y bonitas.

Tanto si escoges estas como si prefieres otros pueblos para dormir, puedes buscar tu alojamiento en la Costa Brava en la caja que encontraréis justo debajo de estas líneas.



Booking.com

Prepara tu ruta por la Costa Brava por libre:
Encuentra el mejor vuelo a Barcelona entrando aquí.
Encuentra los mejores hoteles en la Costa Brava entrando aquí.
Alquila tu coche en Barcelona al mejor precio entrando aquí.
Viaja seguro. Con InterMundial tienes un 20% de descuento en los seguros de viaje entrando aquí.

*En este post hay algunos links de afiliados. ¿Qué significa esto? Si decides utilizar alguno de ellos, a ti no te costará nada e incluso hay algunos con descuentos. A cambio, yo me llevaré una pequeña comisión si acabáis contratando desde el link que, ayuda a financiar mínimamente el blog. ¡Muchas gracias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *